Terremoto


El terremoto que asoló Ecuador el puto 16 de Abril de 2016 se llevó mucho más que edificios, puentes y carreteras. Aquel terremoto destruyó vidas. Destruyó familias. Destruyó futuros. Pero lo que no pudo hundir fue la ilusión por seguir adelante de un pueblo destrozado. Eso es lo que descubrí mientras recorrí en colaboración de UNICEF los 240 kilómetros más afectados. Además de enamorarme de la fuerza y el ánimo del pueblo ecuatoriano. ¡Larga vida amigos!


Ubicación: Ecuador